Como un nuevo descriterio del gobierno calificó el alcalde de Curaco de Vélez, Luis Curumilla, el permiso de vacaciones que la semana recién pasada anunció el gobierno, que comenzó a regir este lunes 04 de enero y que permite el libre desplazamiento prácticamente por todos el país, pues como indicó la autoridad curacana, “este permiso no está acompañado de ninguna exigencia sanitaria que garantice que, por ejemplo, los visitantes que lleguen a Chiloé, no estén contagiados”.

Esto tras el anuncio sobre la posibilidad de poder salir de vacaciones desde comunas que se encuentren en fase dos, es decir con cuarentenas los fines de semana y días festivos, cuyos habitantes hasta ahora no podían realizar viajes interregionales.

“Otras vez, en un intento por disimular el sesgo clasista con que el gobierno ha actuado durante la pandemia, como una medida para quienes, como la mayoría de chilenos, transita en buses o sus vehículos particulares, se informa sobre esta política para las vacaciones, justo cuando desde amplios sectores se ha criticado la apertura de los aeropuertos y por la prensa nos enteramos que la esposa del presidente Piñera viajó sin ningún problema a Estados Unidos, en una fecha en la que además los casos positivos iban al alza y que la mayoría de las personas estaban impedidas de viajar a otras comunas y regiones”, reflexionó el alcalde Curumilla.

“Somos varios alcaldes, organizaciones, especialista y vecinos en general que hemos venido solicitando que el ingreso a Chiloé, tras la eliminación del cordón sanitario en Pargua, se haga con PRC negativo, es decir que se exija que quienes ingresen a Chiloé lo hagan tomando medidas que den algunas garantías sobre su salud y con un examen al día tengamos algún grado de certeza en torno a que no son portadores del virus, pero algunos han puesto por delante el tema económico, sobre quién financia este examen, como si a la salud, a la vida de las personas se le pudiera poner precio”, añadió el alcalde de Curaco de Vélez.

Por ello, añadió el alcalde Curumilla, “voy a solicitar oficialmente a las autoridades competentes que se exija PRC negativo para el ingreso a Chiloé, que quienes tengan recursos paguen el examen de sus bolsillos y quienes no pueden sean apoyados, por ejemplo, por los municipios de sus comunas de origen y en sus respectivos centros de salud u otros, puedan acceder al examen para poder trasladarse a otras comunas, a otras regiones y provincias, como a Chiloé”, añadió el alcalde curacano.

“Necesitamos reactivar la economía y el turismo, qué duda cabe, entendemos además que hay muchas personas fuera de la provincia que necesitan ver a su familiares; que muchos otros quieren salir de Chiloé, pero esto no lo podemos hacer a expensas de la salud de las personas, pues además nuestro precario sistema de salud está colapsado y no le podemos seguir tensionando con miles de personas que pudiesen llegar a nuestras comunas y que eventualmente pudiesen estar contagiados”, dijo finalmente el alcalde de Curaco de Vélez, Luis Curumilla, quien indicó que es perfectamente compatible el cuidado de la salud de las personas con un plan responsable de reactivación de las actividades turísticas en Chiloé.

 

Juan Toledo R

Prensa Municipalidad de Curaco de Vélez

+56 976627259

+56 953632859